ave de presa o rapaz

ave de presa o rapaz
Un ave de presa o rapaz es un ave que caza presas para alimentarse, utilizando su pico y sus garras afiladas. Sus garras y picos tienden a ser relativamente grandes, potentes y adaptados para desgarrar y/o perforar carne. El término "rapaz" se deriva de la palabra latina rapere, es decir, "apoderarse" o "tomar por la fuerza".1 Muchas especies de aves pueden considerarse en parte o exclusivamente depredadores, sin embargo, en la ornitología el término "ave de presa" sólo se aplica a las aves de las familias que se enumeran a continnuacion













  • Tomado literalmente, el término "ave de presa" tiene un significado amplio que incluye muchas aves que cazan y se alimentan de animales e incluso aves que se alimentan de insectos muy pequeños.2 En la ornitología, y en la definición utilizada aquí, el término tiene un significado más estrecho y se refiere a las aves que cuentan con una muy buena vista que sirve para encontrar alimentos, garras fuertes para agarrar presas, y un fuerte pico curvado para desgarrar la carne. La mayoría de las aves de presa también tienen fuertes garras curvas para coger y matar a la presa. En general, las aves de presa se alimentan de vertebrados que suelen ser bastante grandes en relación al tamaño del ave.La mayoría también se alimenta de carroña, al menos ocasionalmente, y en el caso de los buitres y cóndores comen carroña como su principal fuente de alimento. A modo de ejemplos, la definición más estrecha excluye las cigüeñas y las gaviotas, que llegan a comer pescados bastante grandes, en parte porque estas aves capturan y matan a sus presas por completo con sus picos.Con este conjunto de características anatómicas y de comportamiento, las especies que figuran a continuación son por lo general consideradas aves de presa en la ornitología. Las aves de presa pueden dividirse en especies que cazan durante el día, las rapaces diurnas (Falconiformes), y las especies que cazan durante la noche, las rapaces nocturnas (Estrigiformes). Las aves rapaces diurnas y nocturnas están alejadas y se clasifican en distintos órdenes. Sin embargo, su evolución ha sido convergente, y ambos grupos de aves desarrollaron su propia adaptación al estilo de vida depredador.